EducaDoss
info@educadoss.com
954 443 237

Sólo sé que no sé nada. ¿En qué etapa del aprendizaje me encuentro?

Sólo sé que no sé nada. ¿En qué etapa del aprendizaje me encuentro?

La famosa frase de Sócrates, recogida por Platón, explicita una de las etapas por las que todas las personas pasamos cuando pretendemos adquirir algún conocimiento.

Conocer las etapas por las que pasa el aprendizaje es importante para los alumnos-aprendices, pero también lo es para los docentes-profesores. El motivo es muy sencillo: el conocimiento sobre alguna materia no es algo que se tiene o no se tiene, no es algo de todo o nada, sino que es un proceso que va pasando por distintas etapas. El conocer dichas fases nos facilitará comprender las diferentes circunstancias por las que el otro (docente y/o alumno) deberá enfrentarse durante dicho proceso.

Las etapas son las siguientes:

1ª) Inconsciente no capacitado o “ignorancia de la ignorancia”

“No sé que no sé”

Aquí no encontramos a los alumnos que no saben que no saben, es decir, que no se han percatado de la falta de conocimiento que tienen sobre algún ámbito. Así podemos ver a niños que no saben aún que no saben multiplicar, por ejemplo, ya que están en la edad de aprender a sumar y restar.

2ª) Consciente no capacitado o “conciencia de la ignorancia”

“Sé que no sé”

En este momento los niños, por ejemplo, saben que el próximo trimestre van a dar la multiplicación, pero no saben cómo se realiza ni en qué consiste realmente.

3ª) Búsqueda del conocimiento

” Sé que me van a enseñar” o “Sé que voy a aprender”

Ahora es cuando los niños llegan a casa diciendo: vamos a dar la multiplicación, ¿sabes que nos tenemos que aprender las tablas?, ¿vienen en este libro de mates?

4ª) Zona de aprendizaje teórico

” Sé que me están enseñando” o “Sé que estoy aprendiendo”

Los profesores-docentes comienzan a trabajar la multiplicación con los niños y estos empiezan a poner en marcha todos las funciones cognitivas-ejecutivas (atención, memoria, razonamiento…) para conseguir aprender toda la información que se les ofrece. Sin embargo, en este momento nos encontramos dos grandes enemigos que pueden hacer que el aprendizaje no siga el curso natural, quedándose estancado en esta etapa:

 El aburrimiento. El estudiante no encuentra el sentido al tema presentado -en este caso, la multiplicación- y/o el profesor no sabe cómo despertar el interés en el alumno sobre este tema. En estos dos motivos encontramos en el alumno falta de dopamina (neurotransmisor que desempeña un extraordinario papel en el aprendizaje y la memoria).

-La ansiedad. El alumno, con exceso de dopamina en esta ocasión, se agobia y quiere saber más y más, no dejando de hacer preguntas sobre el tema, estresándose. Este estado emocional impide el aprendizaje.

El objetivo del docente debe ser conseguir en el alumno un nivel adecuado de dopamina –alto, pero no en exceso- para que el estudiante esté motivado en mantener la atención y fijar así los conocimientos.

5ª) La confusión

“Sé que sé algo” o “Sé que no sé bien”

Cuando estamos adquiriendo unos nuevos conocimientos, gracias al aprendizaje teórico, se producen los errores en la ejecución: el alumno se confunde; aunque sabe quizá la mecánica de la tarea a resolver no domina algunos aspectos o los olvida, etc. Pero. ¿por qué se producen estas confusiones? Encontramos diversas posibles causas:

– La información que tiene el aprendiz está aún incompleta

– El alumno no comprende el lenguaje técnico con el que se explica

– La lucha existente entre lo que sabía hacer y lo nuevo que tiene que hacer

– La falta de creencia en sus propias capacidades intelectuales

Es en esta etapa donde debemos valorar el error como máximo exponente de un proceso de aprendizaje que está cercano al fin. Es por ello que tenemos que intentar conocer cuál o cuáles son los motivos por los que un alumno comete dichos errores, no sólo marcarlos para poder poner los medios oportunos y así pasar a la última fase.

6ª) Consciente capacitado

“Sé que sé”

El alumno es consciente del aprendizaje que ha adquirido, automatizando el conocimiento. Ya dice, por ejemplo: “Sé multiplicar”.

2 Comentarios

  1. Silvia , on Ene 18, 2014 at 10:40 Responder

    Hay una etapa más, que no todos consiguen llegar a ella, que es la del razonamiento o la deducción. Eso sí, cuando llegas a ella, te sientes el rey del mambo. Es decir:
    Una vez que eres consciente del aprendizaje, sumas otros aprendizajes, hasta llegar a nuevos conocimientos o conclusiones que nadie te ha contado, pero que tú has podido deducir. Cuando eres capaz de llegar a esto, es cuando realmente disfrutas aprendiendo, porque siempre quieres más.

    • Educa-Doss , on Ene 18, 2014 at 11:41 Responder

      Muchas gracias Silvia por tu aportación. Efectivamente, a esta etapa no llegamos todos, primero por falta de edad y /o madurez cognitiva-ejecutiva, pero también por motivación. Por eso, cuando se consigue, se disfruta con el aprendizaje.

Deja un comentario