EducaDoss
info@educadoss.com
954 443 237

Preparando la vuelta al cole

Preparando la vuelta al cole

Se acaba el mes de agosto y la llegada del nuevo curso escolar es inminente. La vuelta al cole es una situación que si no se planifica debidamente puede resultar estresante y muy costosa para muchas familias, hay mucho material que preparar y muchas rutinas que cambiar.

Con una buena organización podemos evitar que el retorno a las aulas suponga un trauma para los niños y un sacrificio para la economía familiar. Basta con poner en práctica las sencillas recomendaciones que te ofrecemos a continuación y aplicar una dosis extra de paciencia y sentido común.

En primer lugar debemos preparar a los niños para que el comienzo del nuevo curso se realice con naturalidad y entusiasmo. Empezaremos por cambiar paulatinamente la rutina familiar en los días previos a la vuelta al cole. Es recomendable que  vayamos adaptando los horarios de niños y adultos a la situación que está por venir.

Poco a poco deberemos ir sustituyendo las horas de ocio por horas productivas. Para ello podemos asignar a los niños pequeñas tareas domésticas o dedicar algo de tiempo a repasar lo aprendido durante el año anterior. También podemos organizar actividades conjuntas con los compañeros de clase y sus familias, de manera que los niños se vayan acostumbrando de nuevo al ambiente escolar.

Es importante que toda la familia se involucre en la preparación del material necesario. De este modo los niños se irán haciendo a la idea de que el curso está a punto de comenzar e irán adquiriendo responsabilidades.

Comparando precios en Internet y haciendo las compras a través de plataformas online podremos ahorrarnos un buen porcentaje de los gastos en material escolar. Además, se trata de una ocasión inmejorable para enseñar a nuestros hijos los hábitos del buen comprador.

Otra buena forma de ahorrar costes es revisar bien el material sobrante del año anterior. Seguro que en casa hay cuadernos, lápices y rotuladores que todavía pueden servirnos. También podemos recurrir a familiares y amigos con hijos mayores que los nuestros para comprobar si tienen material escolar que podamos aprovechar.

Deja un comentario